Cámara en mano, Desvaríos de una mente desocupada, Personal

La felicidad en un pellizco. Un mundo en un pestañeo

A estas alturas, y yo hasta ayer sin saber que ya estábamos a estas alturas…

dscn50811
¿Acaso te crees mejor que yo?, preguntó el lunes al sábado mientras se marchaba airado. No esperó la respuesta de la boca del sábado, ya la sabía y en modo alguno quería oírla. Es triste saberse a veces tan odiado.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s