¡Abajo la ociosidad!, El síndrome de las manos inquietas, La gran aventura sueca, Negro sobre blanco, Personal

P. A., pero N. M.

Pues eso, como decían las notas del cole, “progresa adecuadamente”, pero “necesita mejorar”. Así es como está mi Versio a día de hoy: tengo hecho el cuerpo y sudando un poco de tinta china he conseguido terminar la manga izquierda… se me ha hecho eterna, infinita, agotadora. Ha cambiado mi percepción de mis brazos: antes los veía normalitos, ahora me parecen largos como una tarde de verano sin aire acondicionado, como esos minutos inacabables entre que entras a casa y llegas al baño tras haber estado bebiendo cerveza, como… bueno, os hacéis una idea. Sólo de pensar que tengo que tejer otra manga ahora me provoca sudores fríos y resquebrajamientos anímicos varios. Ay…

Sólo por haber terminado la manga ya habrían merecido la pena estos días de fiesta (y lo que queda de hoy, apurando), pero ha habido muchas otras cosas estupendas, como paseos, pan casero, golosinas, entretenimiento variado y muchísimo relax.

Además, he conseguido terminar de leer mi primer libro en sueco y, aunque sea simplemente una traducción adaptada de una novela que ya me leí y disfruté en su momento, yo estoy más que orgullosa. Confieso que a veces veo el camino muy poco llano y que me agobia el miedo de no ser capaz de aprender, pero cosas como ésta me vuelven a levantar la moral.

This is how my Versio looks right now: advances can be seen now, but it needs much more work. I have finished the body and I have managed to finish one long, infinite, eternal sleeve. It has even changed my perception of my own arms: I used to consider them normal, but nowadays I see them as long as a summer afternoon under the desert sun with no air conditioning, as those neverending moments between the time you enter yout house and you reach te toilet after having been drinking beer (or tea!), as… well, you get the point. The mere thought of having to knit another one gives me the creeps right now… sigh…

Anyway, having finished this first sleeve makes these holidays worthy, but there have been hips of other wonderful stuff: walks, homemade bread, candy, varied entertainment and pure relax.

I have also managed to finishe reading my first book in Swedish and, although it is just an adapted translation of a novel I have already read and enjoyed, I feel really happy. Sometimes I feel overwhelmed by the fear of not being able to learn Swedish, but this kind of things helps me regain my strength.

Anuncios

11 comentarios en “P. A., pero N. M.”

  1. Entiendo tu via crucis porque yo y muchas otras tejedoras lo hemos vivido, lo vivimos y lo viviremos. Pero te voy a decir lo que se dice en estos casos, que es totalmente cierto: ánimo, que merece la pena!

    Me gusta

  2. Primero de todo enhorabuena por tu primera lectura en sueco, claro que sí eso levanta el ánimo, por supuesto.
    Yo de momento sólo me animo ( bueno realmente me atrevo) a tejer bufandas, gorros o algún chaleco así que me parece maravilloso lo que tú haces.
    Besos
    Emma

    Me gusta

  3. oh! sí! las mangas…..como los calcetines y los guantes…..siempre intento hacerlos a la vez, no soporto eso de “ahora toca la otra” y oootra vez la agonía de nunca acabar!
    me encanta tu jersey! los colores son chulísimos!
    ¡feliz lectura! y feliz finde!

    Me gusta

    1. Los colores me encantan a mí también, hacen una combinación muy chula. Y el original no tiene capucha, pero yo se la voy a hacer (si consigo terminar las mangas del demoño!!)

      Besos!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s