¡Abajo la ociosidad!, Cámara en mano, El síndrome de las manos inquietas, Personal

2×1

La semana pasada, tras pasar la mañana con un papeleo bastante estresante, decidí “recompensar” mi diligencia dándome un paseíto por la tienda de telas. Mi plan era no comprar nada, en todo caso un forro para este bolso, pero nada más.

Ilusa de mí.

Nunca dejará de sorprenderme el poder de convicción que tiene mi demonio sobre mi angelito. El angelito piensa entrar sin comprar, el demonio le da la razón y, cuando menos se lo espera, ¡zas! estamos los tres en la caja pagando… El consuelo que me queda es que estoy segura que no soy la única víctima de los angelitos pusilánimes y los demonios carismáticos, ¿verdad?

La cosa es que vi una gasa que me enamoró ciegamente. Como ya he hecho un par de vestidos este año pensé que un top sería buena idea así que me puse a buscarle un forro cuando me acordé del satén, uno de los residentes más antiguos de mi caja de telas. La función original del satén era hacerme una enagua o combinación para no tener que ponerle forro a cada falda que me hiciese (¡vaga hasta el fin!), función que cayó en el olvido por ser mi culo demasiado grande para el ancho (demasiado poco ancho) de la tela.

 wpid-img_20140704_123348132.jpg

En el camino de la tienda a casa la idea fue tomando forma y el otro día, en cuatro ratos como quien dice, me hice un top. Fruncido (accidental, pero qué importa) en el escote, bies de satén en sisas y escote, pinzas en el pecho… y un lacito en la espalda por ponerle un detalle simpático.

Pero claro, desaprovechar una tela bonita como era mi satén negro para hacer un forro… da un poco de pena, ¿no? Todavía lo de la enagua tenía su toque sexy (aunque sexy y enagua sean dos palabras que no se lleven especialmente bien), pero forro a secas… no sé, me daba cosa. Así que pensé en todas esas ocasiones (¡numerosísimas!) en que una sale con sus amigas a tomar café y al final una cosa lleva a la otra y se acaba saliendo de fiesta. Pues ¡tachán! camiseta reversible y lista para todas las ocasiones!

¡Y aprovechando que es jueves, con mi top 2×1 me voy a RUMS, a ver qué se cuece!

596b1-rums

¡Feliz día!

Anuncios

20 thoughts on “2×1”

  1. PLAS,PLAS,PLAS las grandes ideas merecen un aplauso!
    mi angelito no es pusilánime, es un tarado que no para de gritarme ¡¡¡¡COMPRA, COMPRA que luego te vuelves pal pueblo y te arrepentirás!!!! me tiene al diablillo acojonao

    Me gusta

    1. Reversible es lo mejor, jeje 🙂

      No es mi primer RUMS, pero confieso que soy una despistada y no suelo acordarme de dejar las entradas para el jueves y enlazarlas… 😉

      Me gusta

  2. Jajaja! Yo también soy víctima del demonio carismático, jajaja! suerte que no tengo tiendas de telas cerca…
    Una idea estupenda! Y dices que ese fruncido fue accidental? Qué suerte, mis accidentes no son aprovechables! Está genial!

    Me gusta

  3. ai sí, estos pequeños demonios nos acaban convenciendo a todas jeje pero luego salen cosas tan bonitas como ésta! Te parecerá una tontería pero lo que me ha robado el corazón es el lacito de detrás, una monada!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s