¡Abajo la ociosidad!, Cámara en mano, El síndrome de las manos inquietas, Personal, Personas (y animales) sorprendentes, Regalos a gogó

Mantas y más (I)

Este año ha sido uno de esos años en que mucha gente a la que quiero se lanza a tener bebés… y como ha coincidido que tenía tiempo y muchas ganas, pues me he lanzado a las locas a tejer y coser algunas cositas para regalar.

Todos los bebés nacieron entre mayo y julio de este año, así que he tenido unos meses un poco ajetreados, pero puedo decir con orgullo que todos han recibido sus cositas antes de que fuese demasiado tarde!

Una de mis mejores amigas en Córdoba iba a tener a su primer bebé y después del embarazo tan difícil que ha tenido la pobre, he intentado mimarla un poquito más.

2017_0703_17475000(2)

Mi idea inicial era tejerle una manta y entre las dos nos decidimos por el patrón Bounce, de Tincanknits, que ya tejí el año pasado para uno de mis sobrinos (no hay entrada porque lo regalé antes de hacerle las fotos, a veces simplemente no hay tiempo). Elegir los colores fue más complicado pero al final los sacamos también, ella no quería una manta con colores típicos de niña, y creo que lo hemos conseguido.

Para guardar la manta cosí una bolsita sencilla, que espero que le sirva para guardar otras cosas en el futuro… me imagino que una bolsa de tela tiene que venir bien cuando hay niños alrededor, ¿no?

Su niña no fue prematura, pero aún así me pidió que le hiciese uno de esos pulpos para prematuros de los que todo el mundo hablaba la primavera pasada… no es lo más divertido que se puede tejer, pero si una amiga me pide que se lo teja le tejo dos si hace falta!

Y por último le cosí un organizador del libro Zakka Style, estilo al que me hice hace unos años en compañía de Helena. El suyo tiene menos compartimentos y espero que le esté sirviendo para guardar papeles del pediatra y cosas así 🙂 Estaos estuches son muy entretenidos de hacer, y a la vez son un poco coñazo porque al llegar a la parte de poner la cremallera… ¡grr! no importa cuántas veces lo intente, cuánto hilvane, sujete con alfileres y compruebe… me queda torcida!! Se nota cuando está cerrada y vacía, así que espero que a estas alturas esté llena y no se note el fallo demasiado 😀

La lana elegida ha sido Cotton Merino de Drops. Es una mezcla de 50% merino y 50% algodón que ya he utilizado antes y que sé que “funciona” para proyectos de bebé. Además es cálida pero no demasiado, así que espero que en Córdoba le podrá dar bastante uso.

Anuncios

1 comentario en “Mantas y más (I)”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s